Canal RSS

Cuando la mar es la artista

Publicado en

Ánforas de marOs hemos contado muchas veces los tesoros que esconden los fondos marinos del LEVANTE ALMERIENSE, pero nunca imaginaríais que en apenas dos años la pátina marina puede recubrir piezas con flora y fauna marina de forma natural aportándoles un aspecto que solo alcanzarían tras 2.000 años expuestas. La empresa Ánforas de Mar es la artífice de este milagro en Carboneras.

Tomando la tradición artesanal del LEVANTE ALMERIENSE y las condiciones especiales que se dan bajo el mar de Carboneras se elaboran estas piezas únicas e irrepetibles. En el año 2000, Ánforas de Mar comenzó su pionera actividad con idea de ser un reflejo de las costumbres artesanales del Mediterráneo más ancestrales y ser un regalo diferente. El origen de esta original propuesta proviene de Carlos Abad, un almeriense, que desde que veraneaba en Las Negras hace 40 años “ya veía como la cala de San Pedro, puerto natural refugiado del Levante y del Poniente y con agua natural en la misma playa, era un caladero de barcos donde había ánforas que los franceses sacaban y cargaban en sus zodiacs, y yo me decía cuando sea mayor haré lo mismo”. Abad persiguiendo su sueño se hizo buceador profesional y “empecé a buscar pero no quedaba nada”, afirma. Posteriormente “trabajé en Endesa, como buzo y descubrí el poder de cuatro bombas gigantes. El agua conforme entra pasa por unos filtros gigantescos, se filtra, y todo el concetrado de vida marina lo tiran de nuevo al mar, donde merodeaban muchos peces grandes”. Tras probar con varias ánforas en ese lugar y observar el increíble resultado, “solicité a Endesa un permiso y conseguí una concesión dentro del puerto, así empezó Ánforas de Mar ”. Y hasta ahora “somos la única empresa del mundo que hace esto”, el milagro de las ánforas de 2.000 años en Carboneras.

Ánforas de mar decorativas

El proceso de obtención de cada pieza dura unos 2 años. Tomando como elemento las ánforas, elaboradas en barro siguiendo los métodos de la alfarería tradicional más antigua, una vez moldeadas y secadas, se introducen en el fondo marino, donde la vida marina comienza a colonizar cada ánfora. Y el secreto está aquí, en este fondo con sus condiciones ambientales, en el que se aprovecha la circulación del concentrado de conchas, plancton y moluscos que se genera por el sistema de refrigeración utilizado por la Central Térmica de Carboneras. Un sistema de tuberías instalado en el fondo marino permite la recirculación de todo ese concentrado alrededor de las piezas.

Buzo de Ánforas de mar

Durante el tiempo que las piezas permanecen sumergidas se realiza un mantenimiento del fondo marino y el movimiento manual, realizados por buzos, de las piezas a las zonas con distintos ecosistemas, para así enriquecerlas de vida. Transcurrido el periodo necesario para que cada pieza envejezca (entre 18 y 24 meses) se realiza la extracción individual de la pieza por buzos especializados. Un trabajo laborioso pero que reduce de 2.000 a 2 años el periodo de exposición que cada pieza debería tener para alcanzar el aspecto final deseado de ánfora antigua. Tras su extracción, se realiza un secado de las piezas al aire libre durante un tiempo determinado, con el fin de que termine de fosilizar la vida marina adherida a la cerámica.

Decoración Ánforas de mar

Cada pieza de Ánforas de Mar es única e irrepetible, por lo que cuenta con una certificación numerada con una placa acreditativa de su origen y un pergamino con su información histórica sobre ese modelo de ánfora. En la actualidad “nuestras piezas están en Paradores, en el Queen Mary, el barco más lujoso del mundo, y estamos trabajando en potenciar la exportación internacional”, nos comenta el propietario. Además tienen previsto hacer “programas bajo el mar” para que los clientes puedan conocer de primera mano cómo se desarrollan estas piezas.

“Somos los únicos en el mundo que realizamos esta técnica, no hay dos piezas iguales, y con este proyecto colaboramos recuperando la cerámica de las antiguas civilizaciones que en muchas ocasiones acaban en museos y exposiciones, reducimos el expolio, y favorecemos la sostenibilidad de la Central Térmica ya que aprovechamos el rechace del agua filtrada para elaborar estas piezas”, afirma Abad.

Ánforas en spa

Ánforas de Mar cuenta con distribuidores en España y comercializa sus productos desde 68 euros hasta 700 euros en todo el mundo, contando con clientes en USA, China, Rusia, Oriente Medio, Japón o Australia, entre muchos otros. Para más información o pedidos podéis consultar su web anforasdemar.com

¿Qué os parecen estas piezas? ¿Os gustaría tener una? Son réplicas casi exactas a las encontradas en los antiguos pecios!!!

Anuncios

»

  1. Muchas gracias Cristina, excelente reportaje.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: